Comer sano y equilibrado: ¿cuáles son los secretos?

Es importante comer sano y equilibrado para mantenerse en forma y saludable. A menudo comemos de todo en cualquier cantidad sin preocuparnos por las repercusiones que pueda tener en nuestra salud.

Super 8 Distribución le presenta a continuación sus consejos para tener una buena alimentación diaria.

Alimentación saludable: ¿qué significa?

Comer sano consiste por un lado en privilegiar los alimentos beneficiosos para la salud, en particular las frutas, las verduras y el pescado.

Pero también significa restringir el consumo de productos azucarados, como refrescos, dulces y pasteles, así como de snacks, como patatas fritas y aperitivos, y alimentos grasos como embutidos, mantequilla y cremas.

¿Cómo equilibrar tu dieta?

Equilibrio alimentario significa comer cada tipo de alimento en la cantidad adecuada.

Tenga en cuenta que algunas familias necesitan estar menos presentes que otras.

Lo que no debes olvidar es beber 1,5 litros de agua y comer 5 frutas y verduras todos los días. Consumir entre 100 a 150 de carne, pescado o huevos.

¿Cómo variar tu dieta?

Para cubrir todos los nutrientes que nuestro cuerpo necesita, nuestra dieta debe ser variada y diversificada. Por eso se recomienda consumir cada día alimentos diferentes de cada familia: almidones integrales, carne, pescado o huevos, lácteos, grasas y por supuesto frutas y verduras.

Nuestros consejos para comer bien todos los días

Aprende a comer bien sin privarte

Comer bien no significa privarse de tal o cual alimento. Lo principal es tener una dieta equilibrada y variada. Se puede comer carne, pero en menor proporción que el acompañamiento. Modere su consumo de grasas mientras varía las fuentes. Incluso el alcohol no se desaconseja enfáticamente siempre que se consuma con moderación.

Come de acuerdo a tus necesidades y deseos.

Las proporciones y cantidades no son necesariamente las mismas para cada individuo. Depende del género, edad, condición y nivel de actividad. Además, ten en cuenta que puedes adaptar tu dieta a tus gustos y hábitos. No tiene sentido obligarse a tragar un producto que odia, porque siempre puede ser reemplazado por otro. Solo hay que respetar el equilibrio.

Aprende a cocinar diferente

Opte también por cocinar usted mismo en lugar de comidas preparadas, esto le permitirá controlar la cantidad de grasa añadida, así como la selección de productos frescos y saludables. Por ejemplo, en lugar de comprar un cartón de jugo de frutas en tu supermercado, opta por la preparación de jugo de frutas frescas utilizando un exprimidor .

Cocer al vapor tus alimentos, con una vaporera por ejemplo, ya sean carnes como el pollo o tus verduras, te permitirá retener los nutrientes y reducir el consumo de grasas.

Por último, si no tienes tiempo para cocinar a diario, comprar un robot de cocina puede resultarte muy útil. De hecho, le permitirá comer sano, gracias a los productos frescos, evitando perder el tiempo en la cocina. ¡Piénsalo!

Última actualización super8distribucion.es el 28 de marzo de 2022

Deja un comentario